Personas faro

faro1

My voice, a beacon in the night.
My words will be your light,
To carry you to me.

Hace poco he descubierto la existencia de las personas faro. ¿No las conoces? Si lo piensas… seguro que a ti también se te dibuja un nombre, una cara y una voz en la mente.

Son esas personas que están ahí de alguna manera, a veces firme y clara, a veces inadvertida hasta que son necesarias. Esas personas que te traen de vuelta con un abrazo, con una sonrisa o con un café. Con su cariño. Con amor.

Para mí, lo más especial de las personas faro es que no se mueven. No van detrás de ti. No te atan. No te prohíben partir. No usan cadenas ni anclas. Permanecen firmes en su lugar mientras tú navegas. No te llaman. Solamente lanzan destellos de luz, para indicarte el camino de vuelta cuando quieras volver. Para que no te estrelles contra las rocas. Para que sepas dónde tienes un puerto seguro.

Incluso solamente para que en la distancia, aunque aún no emprendas el camino de vuelta, sepas que siguen ahí.

 

Yo quiero ser una persona faro. Quiero serlo para mis hijos y para mi amor. No quiero que mis abrazos aten ni que mi amor ahogue. Quiero dar la libertad de partir, de tomar decisiones, de volar, navegar, experimentar y ser uno mismo. El otro.

mirandoalhorizonte_editQuiero ser un faro para mis hijos. Quiero ser de ese tipo de madre que les ve investigar, les anima a alejarse, a vivir y experimentar, sin demostrar miedo pero sin perderles de vista, con los brazos abiertos cuando vuelvan, sin reproches si la aventura salió mal. Ser su red de seguridad. Quiero que la siguiente vez sigan teniendo la libertad de alejarse de nuevo, quizá un poco más lejos, tal vez durante más tiempo… quiero que algún día, cuando partan hacia su vida, sea sin carga por dejarme atrás. Pero que cada vez que piensen en mi yo sea su madre faro, marcando un puerto seguro al que volver. Con mi cariño y mi abrazo. Con mi amor.

 

faro2_editQuiero ser un faro para mi compañero. Quiero que sea él mismo, que pueda serlo sin mí o lejos de mí y con independencia de mí, que no sienta culpa por no ser uno todo el tiempo conmigo. Quiero mirarlo desde lejos y verlo brillar con luz propia, una diferente a la que tenemos juntos. Que pueda salir de nuestra esfera y ver y vivir y disfrutar, y volver a mí, su puerto seguro. No con cadenas sino con amor. Que sean mi amor y mi voz lo que lo traiga de vuelta, no la obligación ni la responsabilidad ni la carga.

Él es mi faro, mi puerto firme, mi lugar feliz y seguro. Su voz y su amor me iluminan el camino de vuelta a casa, sin ataduras, con libertad para navegar y para ser yo misma. 

 

 

*Fotos: Cabo Peñas -Asturias- *Canción: WinterSong -Sarah Bareilles&Ingrid Michaelson-